jueves, 3 de septiembre de 2009

REVOLVIENDO FOTOS


Sé que no debería volver la vista
Esta noche, para mirar de frente

Que las imágenes no vistas son borrosas
Que el fuego se asemeja a la nostalgia
En su forma de desvelar ceniza
La realidad con su espejo convexo
Deforma el callejón de la infancia.

No debería volverme y sin embargo
Mi cuerpo suelta lastre, el movimiento
Se apodera de lo pensado
Y los ojos me traicionan antes de girar
Haciéndolas suyas con deseo.
Imagino que los que allí ríen fueron felices
Por la piel del chico y la tensión en sus manos
, por su mudez que impacta,
Presiento que es alguien que ya no es mío.

4 comentarios:

Eme dijo...

Me gusta mucho lo que has escrito!

Clares dijo...

Tu familia y tú, ¿no? Qué bonico eras, Rafa. Una foto muy tierna. El poema es bonito, expresivo, pero para mí resulta un poco confuso; quiero decir, que aprecio mucho en la poesía la claridad, lo prístino, la limpieza. Quizás le falta un poco de revisión, pero es bonita la idea.

El delineante de cumulonimbos enterrados dijo...

Las imágenes no vistas son borrosas, y el fuego se asemeja a la nostalgia
Un aplauso.

Rafa dijo...

Qué graciosa que eres EME!!! Ya sabes donde vivo, cuando quieras hazme una visita.

Clares, era el preferido de mi abuela porque estaba gordito (jaja). Gracias por tus consejos poéticos! Qué gusto da empezar el curso como hoy, verdad? con unas cañas y compañeros. La verdad es que ayer sacando fotos me dio nostalgia tonta.

Delineante me alegro de que te guste!!!