martes, 23 de marzo de 2010

diario de valencia

Esta fotografía es de la albufera de Valencia. Este fin de semana vino Ximena, una argentina que trabaja investigando en Barcelona. Lo que más me impresiona de los argentinos que he conocido es lo amantes de la cultura que son aunque se dediquen a campos distintos, cosa que no sucede con los españoles, he conocido a muchos investigadores a los que la cultura no les importa nada y todavía recuerdo a gente con varias carreras que se vanagloriaban de no leer. Con Ximena me une la pasión por Cortázar. Estuvimos hablando de los cuentos de Borges también.

En la playa protegida del Saler hay umbrías con bosques de pinos en los que puedes perderte.

Esta fotografía de las fallas debería de ser la última pero aparece la primera. El fuego se lleva las figuras de cartón piedra... di que querías ser estatua... dice Blanca Andreu en uno de sus poemas. Las fallas, si se les quita la festividad, representan la fugacidad de la vida. El oxígeno se consume y el fuego todo lo devora. Es preciso que así sea.


Un detalle de la falla que se alzó con el primer premio que iba sobre las estaciones. El sol con su cabellera de rayos barrocos encandila al mar pero esa unión no puede acabar bien.




Esta falla vertical de un tren era impresionante porque estaba en una plaza pequeña y daba un sentido de la perspectiva increíble.

2 comentarios:

cabopá dijo...

Claro, como a las tres menos dos te vas de viaje y sin avisar.......
Nos vemos el martes 13 de abril....
Dionisia y yo coincidimos el otro día en un restaurante...Me ha escrito un correo...
Besicos.
Muy buenas fotos...

MentesSueltas dijo...

Hola Abrapalabra, paso a saludarte...


Te abrazo
MentesSueltas