viernes, 15 de enero de 2010

METAFÍSICA DE LA HUERTA

SIGUIENDO HUELLAS METAFÍSICAS POR LA HUERTA en bicicleta. La huerta no tiene nada de metafísica y sin embargo el olor que se respira, el viento jugando en tu piel, la sensación de libertad hace que sea un lugar que esté del lado de allá, en el que te interrogas sobre muchas cuestiones que sueles dejar pendiente en la rutina del día a día.
PROGRAMA A FONDO. ENTREVISTA A JULIO CORTÁZAR: Pulso herido que ronda las cosas del otro lado (Cortázar citando a Lorca)
CORTAZAR: Ciertos versos se quedan tatuados en el cuerpo


EN LAS ESTACIONES SUBELÉCTRICAS han pintado grafitis, algunos son muy interesantes como este homenaje que hay al lado de mi casa hay un homenaje al pintor Párraga, un pintor que siempre me ha gustado mucho por su forma de pintar tan personal.

ENTRANDO A la huerta por la carretera de Churra existen también este tipo de grafitis que decoran muchos muros de Murcia y que a mi parecer embellecen la ciudad. Estos que son en blanco y negro tiene un mensaje y me parecen originales.
CORTÁZAR: Cuando escribí Rayuela no tenía la noción del tiempo, en el capítulo del final mi mujer venía a traerme la leche y seguía escribiendo y escribiendo.

Pasamos con la bicicleta por la recién estrenada carretera llamada Reino de Murcia que tropieza con la escultura que más me gusta de todas las que existen en Murcia porque no es pretenciosa y sin embargo me parece compleja con esos dos cubos compactos dentro de uno más grande lleno del aire que lo traspasa, teniendo en cuenta que son tres que es un número que se asocia con la divinidad.
CORTÁZAR: había una fotografía de Louis Amstrong que era uno de mis dioses; mis dioses están aquí en la tierra y no en el cielo.




Los caminos de la huerta a menudo no tienen salida y hay que volverse porque lo importante no es dónde vayas sino disfrutar del camino.
El perseguidor es mi cuento favorito de Cortázar: trata de un famoso saxofonista (Charlie Parker) y fue antecedente de la que es hoy por hoy mi novela favorita: Rayuela. Parker es como un pólipo del que crecería Horacio Oliveira.



Al final encontramos otro grafiti de un cuerpo sostenido por escaleras, que se le clavan en la piel pero que es su forma de acceder a él y aunque la ascensión sea dura el cuerpo lo tiene lleno de estrellas.
¿Encontraría a la Maga? Me parece un principio impresionante que resume toda la novela, en esa pregunta cabe el sueño, el deseo, la necesidad, la frustración, los ríos que metafísicos que ella nadaba sin ser consciente, Rocamadour el hijo, la Maga jugando con una grabadora, "toco tu boca, con un dedo toco el borde de tu boca..."
Según Cortázar hay personas que no siendo excesivamente intelectuales sienten la necesidad metafísica de ver más allá de la vida.
*Lo que está en negrita está sacado del progrma "A fondo"

1 comentario:

cabopá dijo...

Bonita conjunción:
Bici-huerta-fotos-grafitis-palabras
de Cortázar.....
Es para mi esa escultura,la de los Cubos, la única que me gusta de la fiebre de las rotondas.........
Me alegra verte por estas ventanas.
El lunes, en el Hemíciclo estará Luis Gacía Montero...Gracias a la "crisis-ilógica" no nos llega información de las actividades de culturales de la UMU............
Y el miércoles 20 viene Rosa Cáceres a presentar su última novela al Ramón Gaya........Nos veremos, espero.......Besicos.
Muy buena entrada amigo.